miércoles, 9 de julio de 2014

Motivación a full (y algo que aprendí sobre los ayunos)

“Si quieres un cuerpo sano, camina y ayuna; si quieres un alma sana, reza y ayuna; caminar ejercita el cuerpo, rezar ejercita el alma, el ayuno limpia el cuerpo y el alma”


Francis Quarles

Empezaré el día con esta frase que leí por ahí ayer por la noche, y si, creo que me ha vuelto a picar el bichito del ayuno, hace mil que no hago uno y me parece que hacer un día de ayuno antes de comenzar la Skinny Girl me vendrá de maravilla. Lo ideal sería volver a hacer un día de ayuno a la semana como mínimo, dos si me resulta posible sin volverlo en mi contra y terminar atracándome después de tanto ayuno. Sin embargo aún no sé como congeniarlo con la dieta... pero bueno, ahí seguramente se me ocurrirá algo, quizás modifique un poco la dieta e intercambie los días de menos calorías por ayunos o ayunos parciales.

Y más allá de todo, me siento motivadísima, al principio el volver a dejar los dulces y golosinas (soy especialmente débil a la bollería por las mañanas u_u) me resultó casi imposible, mi estómago rugía y rugía y me sentía mareada, sin contar los terribles dolores de cabeza y el mal humor... en fin, todo eso de tu organismo adicto a la chatarra resistiéndose a la desintoxicación. Me sentía como rehabilitándome de una droga terrible, y ciertamente lo es, la comida chatarra es una de las peores drogas. Pero esta semana me he sentido mucho más fuerte, con lo de la vuelta al blog y vuelta a leer otros blogs, me dan muchísima fuerza. Así como que ya no me cuesta tanto resistirme a las golosinas, mi cuerpo nuevamente asume conductas correctas a la hora de comer. Y me siento rebosante de alegría cada vez que puedo resistirme a antiguas tentaciones, siento que estoy educando de nuevo a mi estómago y este control sobre mi misma me vuelve un poco más satisfecha de mi misma.

Sé que ayer mismo estaba toda desinflada y desmotivada a pesar de haber perdido un kilo, pero así soy yo xd mis ánimos suben, bajan y cambian tan fácil como cambiarse la chaqueta, hoy no he bajado ni un mísero kilo, pero me siento mucho más motivada que ayer.
Me he metido otra frase en la cabeza que leí, y es que "El hombre moderno no conoce el hambre en realidad" y es que creemos tener hambre, porque estamos habituadas por el sistema a tener comida a disposición todo el tiempo, y porque la sociedad nos habituó a comer cada ciertas horas y creemos que esa
es la verdad absoluta, pero pensemos en nuestros antepasados, con quienes compartimos nuestra genética, que vivieron millones de años antes de que la sociedad moderna surgiera y nos inculcara esto, aquellos cazadores-recolectores que pasaban días en busca de comida, nuestro cuerpo estaba preparado para subsistir varios días en ayuno y era lo más natural, pues claro, ellos comían sólo cuando podían.

Tenemos la idea metida de que el ayuno es malo, que consume los músculos, que debilita y ralentiza nuestro metabolismo, pero ¿quienes nos dicen esto? es esta sociedad consumista compulsiva alimentada por comida chatarra, donde los estudios alimenticios están hechos por las mismas empresas que nos venden toda esa comida procesada y antinatural. Sé que suena un poco revolucionario, pero creo que es la pura verdad.

Habiendo demarcado todo esto, las invito a ayunar, no hablo de ayunos interminables de muchos días que las hagan desmayar y las manden al hospital, pero un día a la semana o al mes no mata a nadie, y tiene muchos beneficios: controlará tu insulina (que es la hormona que se encarga de convertir todo eso que tragas en grasa), controlará los lípidos en tu sangre, te hará sentir libre y despejada mentalmente y quemarás muchísimas más calorías a la hora de hacer ejercicio, no hablo de una sesión de cardio interminable, pero si algo ligero, mientras ejercites en estado de ayunas maximizarás la quema de grasas, la síntesis de proteínas y provocarás un efecto anabólico en los alimentos que consumas luego de romper el ayuno. ¡Así que a ayunar! a tomar muchos líquidos y distraerse para no pensar en esa hambre falsa de la que les hablé antes.

El único alimento que necesito,
té para alimentar mi cuerpo,
libros para alimentar mi alma.


Les dejo el intake de hoy hasta el momento:
Peso: 56 kg

Desauyuno: Te verde con limón y media manzana verde - 24 cals
Almuerzo: Agua de manzanilla ,una sopa de espárragos baja en calorías y media manzana verde -57 cals
Cena: - Té y medio pan pita integral con ensalada de jurel - 152 cals
Extra: A media tarde un huevo duro - 78 cals

Total: 311 cals



Besotes y abrazos como siempre, princesas hermosas! ♥


1 comentario:

Ceres Ashburn dijo...

Hola! Antes que nada gracias por tu comentario en mi blog =3
Me da mucho gusto que hayas decidido dejar la comida refinada (principalmente la bollería) y la comida chatarra, que es en realidad la que más daño nos hace >_<!

La verdad no sé qué decir respecto al ayuno xD! Las veces que he ayunado es más que nada porque estaba enferma del estómago o así... la mera verdad no estoy muy a favor del ayuno (pero esa soy solo yo jajaja) Si lo vas a hacer 1 vez a la semana o al mes no le veo tanto problema, solo recuerda beber bastantes líquidos (no diuréticos) para no perder el balance electrolítico.
Sigue con esa fuerza de voluntad y motivación! Es lo que nos mueve todos los días y nos mantiene activas! Tú puedes!

Te mando un gran abrazo <3