martes, 30 de diciembre de 2014

La última del año

Paso, como desde hace tiempo, sin inspiración a dejar unas palabras antes de que se acabe de una vez por todas este año
Primero que nada, quiero dar las gracias más sinceras por los comentarios en la última y nefasta entrada que publiqué. Me he quedado boquiabierta de lo lindos que han sido todos y de verdad me han provocado un calor muy agradable en mi corazón gris y rancio. He sido terriblemente inconstante este último tiempo con mis apariciones, pero se debe, como ya les he contado, a mi falta de inspiración y también a mis negros humores. Sin embargo, como todo orden de cosas, los odios se han disipado y las cosas en mi familia lentamente se han acomodado para volver a la normalidad, se puede decir que es algo así como una tregua, de esas muchas que hemos hecho, de esas que no solucionan nada en absoluto, que obran por la salud mental de todos, pero dejan las heridas ahí mismo, abiertas y sensibles ante cualquier cosilla o nuevo evento.
Pasaré a contestar cada comentario individualmente al final de la entrada.
Por temas de peso, voy reguleque, ni bien, ni tan terriblemente mal. Estoy en 55.0 kilos, pegada ahí termino el año. Me siento como muchas veces decepcionada de mi misma, pero no saco nada con seguir dándomelas de martir, así que este nuevo año lo comienzo con fuerzas renovadas. En casa compraron una elíptica, para mi madre, pero ya voy viendo que la que le sacará el jugo seré únicamente yo, me subí un par de veces la semana pasada, en lapsos de tiempo cortos (aprox. 30 minutos) y espero esta semana hacer lo mismo, cuando mi madre no se ha subido ni una sola vez, así que prácticamente, tengo elíptica para mi sola. (y que puedo decir, me encanta la idea)
Con respecto a los exámenes, termino haciendo el mismo análisis con el peso, no me fue mal, pero tampoco bien, o al menos, no como yo quería que me fuera. He ponderado 673 puntos aprox, con lo que me alcanza para una universidad tradicional tal y como quería, pero no para la mejor, para la cual, me faltan 30 miserables puntos. Así que ya he hecho las postulaciones por internet y estoy cruzando los dedos porque se alineen los planetas, ocurra algún tipo de milagro y me tomen en cuenta en aquella que yo quiero. Sin embargo, si no ocurre, al menos he rendido para lo que fue el objetivo principal, me siento más bien decepcionada de mi misma, pero no es que sea algo nuevo en mi.
Hoy no hay intake, así que llevo las calorías consumidas sólo dentro de la cabeza, la próxima entrada si traerá más sandeces de esas y cosas por el estilo.

Paso a los comentarios.
Sofia phia.- lamentablemente, como siempre me dicen mis viejos, uno no elije a la familia, yo no los elegí a ellos como padres, y por supuesto, ellos no a mi como hija. Es historia vieja, hemos tenido problemas desde que tengo memoria, siempre fui y seré "la oveja negra", y como ya lo hemos conversado, todos sabemos que el final inevitable de todo esto termina en que apenas me convierta en independiente me marcharé para no volver a asomar la nariz. Ellos solo cumplen con su obligación como padres, pero no es que les haga muy felices. Lo único que queda es estudiar mucho y acelerar el proceso todo lo que se pueda. Lo de borrar el blog ya pasó, fue la ira explosiva del momento, y si lo hubiese hecho, estoy segura que habría vuelto como perro arrepentido con el rabo entre las piernas. Muchos abrazos y éxito para ti también bonita ♥

DyingSwanBoy.- lo de los familiares es lo peor, por mi me encerraría en mi burbuja asocial por siempre, pero mis padres me arrastran a esas cosas o me las sacan en cara el resto de la vida. Así que hay que ponerse la misma máscara cínica y seguir adelante. :/ Con respecto a lo de mis padres, le diste al clavo, es exactamente lo que me viene pasando desde siempre, la rabia se disipa, pero las heridas siguen ahí siemrpe. Un abrazo grande ♥
EmpressO.- Gracias bonita, el pequeño siempre termina alegrándome la vida de todas formas y verle feliz por esas fechas fue lo único que me salvó. Abrazos enormes ♥
katita preciosa.- Muchas gracias por tus lindos deseos, ahí el pequeño es mi motor para seguir echándole ganas para salir de todas las tormentas, abrazos y besos ♥
Ceres.- De verdad entiendo lo que me dices, y te encuentro toda la razón, realmente soy una sensiblona sin remedio, y a pesar de todo quiero a mis padres, por lo que cada una de esas palabras horribles me marcan de una forma más dramática de lo que seguramente deberían, al final de cuentas siempre trato de racionalizar todo lo que puedo las cosas y sé que no he sido para nada lo que mis viejos querían de mi, ellos me sobrestimaron siempre, y les salí más torcida de lo que jamás imaginaron, así que de cierta forma entiendo lo violentos que llegan a ser a veces, otra cosa es que yo sea capaz de soportarlo... Al final de cuentas todo lo hago por mi hijo, soy de espíritu débil, pero como toda madre (supongo) lo daría todo por ese enano inocente de todo, de cuya existencia soy responsable. Por ahora creo que aguantaré estoica hasta haberme afirmado en mis estudios, que vienen siendo el único barco seguro lejos de toda la mierda. Muchas gracias de verdad por tu comentario tan acertado, un beso grande ♥

Les deseo de corazón un excelente nuevo año a todas las hermosas personas que me leen y comentan, espero que todos sus sueños y aspiraciones se cumplan, tanto en cuestiones de peso, como en todo lo demás, abrazos enormes y apretados ♥

lunes, 22 de diciembre de 2014

Morsch

Tengo el alma podrida, es así de simple, este será un fin de año de mierda, y como suele suceder, sigo de pie únicamente por mi hijo, porque el no merece que le joda las fiestas, y mi deber es hacerle lo más feliz posible. Sin embargo, de no ser por él seguramente ahora estaría enredada en las frazadas de mi cama, y no habría salido de ahí al menos hasta el año próximo.
No quiero nada, no quiero fiestas, no quiero compartir mi espacio personal con nadie, no quiero ir forzando una sonrisa falsa para que nadie me pregunte como estoy, no quiero ver a familiares cínicos que se acuerdan una vez al año que existes y se hacen los que te quieren...
Me he peleado con todos, mis viejos dicen que soy una mierda, y me tratan como tal, estoy atrapada, porque mientras no sea auto-suficiente tendré que tragarme todo aquello. Sólo peleamos, me gritan, me gritan, me gritan... no me importaría si no fuera porque cada vez que sucede mi pequeño llora y llora y no entiende nada... 
Les pedí que no lo hicieran más, que aún me duele toda esa mierda de peleas que me hicieron tragarme cuando era pequeña y no entendía nada, lo hicieron conmigo, con mi hermana menor, y ahora, como no tengo opción, lo hacen con mi enano... y se rieron de mi, se burlaron "pobre nena traumatizada", decían... Lo único que les preocupaba, era que las demás personas pensaran de ellos, porque cuando empezó la discusión estaba mi novio en casa, le pedí que se fuera, porque el ambiente estaba denso, y cuando se fue mi viejo me trató de "hocicona", "una webona de mierda" dijo que me encantaba hacerme la falsa víctima con los demás, que la próxima vez, me iba "a dejar la cagada en la vida", mi padre...Puede que pensar esto me convierta en una pésima hija, pero estoy llena de rabia hacia ellos, no de odio, pero si de rabia, de impotencia, quiero alejarme lo antes posible de ellos, de irme y no volver a verlos jamás, de dejar que la vida les devuelva todo lo que han hecho. Algún día ellos estarán igual de indefensos e impotentes como yo lo estoy ahora... y más allá de todo.... no me importa lo que me causen a mi, pero no puedo perdonar que alguien lastime a esa personita pequeña que ninguna responsabilidad tiene de lo que está sucediendo. Yo le traje aquí, a esto, a tragarse toda esta mierda conmigo. No puedo perdonarme, y tampoco los perdono a ellos.
Me peleé con mi novio, por una estupidez, un mal entendido, pero el se tomó todo muy a pecho, como si alguna vez yo le hubiese tratado mal de alguna forma... al menos lo notó, así que con él al menos se arreglaron un poco las cosas. Sin embargo aún así me afectó mucho, nunca peleamos por nada, y hacerlo me llena de dolor, porque se ha convertido en mi único refugio...
Hoy me llegó un correo, de una persona importante, nos conocíamos hace muchos años, pero como vive muy lejos la comunicación siempre fue a distancia, era lo más cercano que me quedaba a un amigo, hace un mes se había quedado sin internet y quedamos incomunicados. Habíamos estado usando Skype y yo tenía la aplicación en mi teléfono, en su correo dice que volvió a la semana, y que me envió mensajes, y yo no le contesté nunca, que se hartó y ya no quiere saber más de mi. Nunca me llegaron aquellos mensajes, no pude contestarle, borró todas las cuentas que le conocía...
No quiero estas fiestas, no quiero un nuevo año, no así...
Lo único que soy capaz de hacer es de leer, de refugiarme en otras realidades, para no tener que mirar la mía, leo, leo, leo... nada más, ya ni siquiera puedo dormir bien, así que leo hasta que me arden los ojos, hasta que la cabeza me colapsa de cansancio.
Había subido de peso, a 56.5, me daba vergüenza venir aquí a escribirlo, pero así fue. De alguna forma todas estas cosas que han sucedido me han consumido, y ahora estoy en 55.2. Viendole el lado positivo, toda esta frustración me está ayudando a bajar de peso, yay... No soy capaz de comer, me da nauseas sólo pensar en tragar algo. 
Primero porque voy bastante enferma, con una tos horrible y un dolor de garganta que no me permite tragar muchas cosas. 
Segundo, mi bruxismo afloró y me duelen los dientes por tanto apretarlos. Tercero, me duele el estómago a todas horas, supongo por el desastre que tengo en el sistema nervioso. Cuarto, no me atrevo a compartir la mesa en casa, ni en el trabajo, no quiero ver a nadie, ni que me vean, que me dirijan la palabra o me pregunten que me pasa. No hago más que llorar a todas horas, y tener frío, mucho frío siempre...
Pensé en borrar esta cuenta, ya no me apetecía venir aquí a contar lo fracasada que soy y lo poco inspirada, luego pensé en volverlo todo negro, pero ni siquiera tengo energías para eso...
No la borré porque al menos me ha servido para botar un poco de la podredumbre que llevo adentro.
No quiero dar pena ni preocupar a nadie, sólo quiero un poco de desahogo, me siento sola y amargada.
No quiero fiestas ni año nuevo.
No así.

viernes, 12 de diciembre de 2014

في الزحف


En ocasiones, me pregunto a mi misma si de verdad estoy enferma psicológicamente con esto de la comida, me gusta mucho analizarme a mi misma, y a veces me entra la duda de, como suelo ser una persona limítrofemente dramática, si esto no es más que una exageración más de mi parte.

Y es que, yo creo que todos aquellos que no hemos sido diagnosticados oficialmente nos hemos hecho esa pregunta. "Si es real o sólo es un producto de mi imaginación". Nunca me he atrevido a ir a un médico y preguntarle; uno, porque me aterra que alguien se entere de mi obsesión, y dos, por vergüenza, ¿qué se supone que digas? Hola, creo que tengo un TA, ignoren toda la grasa de mis muslos, está sólo en mi cabeza... Y sí, sé que los TA no van directamente ligados al peso de una persona, no necesito estar bajo el pero sano para contraer uno, y sin embargo, aunque suene ridículo, es como sentir un sabor de fracaso el estar tanto tiempo con estos pensamientos en la cabeza y seguir estando así de grasosa.

Luego pienso que una persona "normal" (que conste que no creo en la "normalidad", pero uso la palabra en lo burdo del término popular) no tendría una obsesión de este tipo, es decir, el otro día tomaba en cuenta que para ser una persona que desea adelgazar, vivo todo el día pensando en comida.
Todo el día, a penas desayuno estoy pensando, en cuánto comí, en qué me aporta, en qué será lo siguiente que comeré, si será suficiente, si será correcto comerlo, si no debería reemplazarlo por otra cosa, en que tengo hambre, en que no tengo pero debo comer de todas formas, que el metabolismo, que las porciones, que la preparación, que si es orgánico o demasiado procesado, etc etc etc... 

Todo el día, todos los putos días de mi vida. No recuerdo una sola vez donde me haya llevado una cosa a la boca sin esta batalla interna. Quizá en mi infancia, pero en la primera infancia, porque todo eso me lleva pensar en la chiquilla tonta de 9 años que se miraba la panza en los espejos del colegio, en deportes, la comparaba con la de otras compañeras, y ya ahí, se sentía gorda y grasosa, poco atractiva, poco agraciada.
Pienso en que no hay una sola vez que recuerde haber mirado mi cuerpo y no haberle puesto atención a mis lonjas, a mis muslos grasosos, a mis brazos como jamones.
Pienso en lo difícil que me resulta no subirme a la pesa todos los días, desde que tengo una, o sea, desde hace bastantes años.
Y después de pensar en todas aquellas cosas... me siento asqueada, de mi misma, de mi forma de pensar, de todo esto en lo que me he convertido. En como yo misma me he limitado a amargarme la vida, a no disfrutar de aquellas cosas. 

Pienso en todas aquellas personas a quienes les sucede lo mismo, en como sacrifican sus vidas y su felicidad por un número menos en una báscula, por un número menos en una cinta métrica, por una imagen en un espejo... Siento rabia de que las cosas sucedan así,


Y luego no sé que pensar... son tantos los factores que influyen, la sociedad pujante, los estereotipos de belleza, el perfeccionismo, el egoísmo, la prensa y la publicidad, nuestras propias familias...
¿Quién tiene la culpa? ¿Quién se hace responsable?
Desde que era pequeña he sentido una fascinación única con el cerebro, con la mente, su forma de funcionar... me ha llevado a tener un respeto inmenso por todo aquello, y al mismo tiempo un terror seguramente igual de grande. ¿Qué nos lleva a ser como somos? ¿A actuar de cierta manera u otra?
La mente me ha llevado a este punto, mis creencias, mis cicatrices, mi percepción de las cosas...
Cuando tenía 14 empecé a entrar en el abismo del self-harming, estuve ahí durante un par de años, tratando de opacar el dolor emocional, con el físico. Nunca me funcionó, las cicatrices que llevo en mis recuerdos siempre pudieron más... eso fue lo que me hizo no volver a él.
A veces siento miedo sobre a lo que me pueda llevar todo esto, hasta el punto donde me haga llegar este puto trastorno, uno de tantos...
Otras veces ni siquiera me importa.

Yendo a lo trivial, hoy voy 200 gramos abajo, 55.6 fue la sentencia de hoy.
He ido toda la mañana con dolor de cabeza, y creo que mi día se resumirá en eso, dolor de cabeza.
Hoy voy con ganas de comerme todo el mundo de un bocado, seguramente por el bajo intake de ayer, pero espero no hacerme caso.
Hoy al fin me voy a casa de mi novio, para dispersarme, momorosear y jugar hasta que se me pelen los pulgares.



Paso a agradecer los comentarios de buena fe de todas esas chicas bonitas que se dan el tiempo de leerme.
Hate.- Obviamente no me lo tomo a mal, sé a lo que te refieres, y de corazón sé que tienes razón, pero por alguna razón, no puedo evitar castigarme a mi misma por las chorradas que termino cometiendo siempre... sé que el camino más sano es aquel que me recomiendas, intento acercarme a él tanto como me es posible, pero cada vez que hago intakes sobre las 500 cals entro en pánico, y paso todo el día con nauseas por haber tragado así, es inconsciente, es irracional, es estúpido, pero es un reflejo que viene siempre que trato de ir por la ruta sana. Siempre termino haciéndome zancadillas a mi misma cuando trato de seguir el buen camino...



Dejo el intake:

D: Café (2 cals)
A: Ensalada de lechuga, tomate y atún (180 cals)
C:

Total: 182 cals





Les deseo un hermoso fin de semana a todos, besazos ♥

jueves, 11 de diciembre de 2014

Frustrationem


Hoy soy un amasijo de frustración, de rabia conmigo misma, de perplejidad...
Y es que me propongo hacerlo mejor y termino arruinando aún más las cosas. Hoy al subirme a la pesa, marca 55.8, 300 gramos más que ayer, y yo me pregunto ¿Qué carajos pasó aquí?
Al principio todo fue histeria, le eché la culpa a mi mala suerte, a la regla, a el mundo y sus malditos caprichos. Cuando el cerebro se me enfrió, pensé que ha sido únicamente culpa mía, claro, es lo obvio, aunque muchas veces no quiera verlo.
Y es que, traté de razonar conmigo misma:
Primero, no he dejado el pan, es más, trago pan para tapar la ansiedad usualmente.
Segundo, no he dejado el azúcar, vamos, que al principio dije, ¿qué es una cucharada en el té por las tardes?, pero ese es el tipo de licencias que me voy dando de a poco, que aflojan mi disciplina y me mandan directo al fracaso.
Tercero, no estoy haciendo nada de ejercicio, nada. Siempre he sido floja con el ejercicio, pero aún así antes me obligaba a hacerlo de vez en cuando, ahora no hago absolutamente nada.
Cuarto, mis intakes se están volviendo monstruosos. Sin ir más lejos, el de ayer rondó las 1000 cals,
Debo tener la cara dura más grande del mundo para esperar bajar en todas estas condiciones...


Así que lo decidí, ya no quiero esperar más, así que me disciplinaré de una vez por todas, Como regla:
Mi ingesta de pan no superará las 2 rebanadas diarias, en caso de no poder reemplazarlo con otra cosa (cosa imposible de evadir, pues la cena de casa siempre incluye como elemento principal el pan, así que no comerlo sería evitar la cena por completo)
Bye bye de mi vida, azúcar.
Como objetivo realista, haré ejercicio al menos una vez a la semana (en lo posible más, pero soy el sedentarismo con piernas)

Mis intakes no deben superar las 500 cals en la semana, y las 700 el fin de semana.
Creo está de más decir que intentaré disminuir al máximo las calorías de ahora en adelante, sin importar los dolores de cabeza que represente esa decisión. Sé que no es sano, pero menos sano para mí aún, será volver a los 56 kilos de los que tanto me costó salir. Me rehúso a empezar otro año como una vaca gorda y derrotada.
Además, si lo pienso aún más allá, las fiestas están encima, lo que significa montones de comida y toda la familia mirando que te la comas. Así que debo bajar de peso ahora sí o sí.

Cueste lo que cueste.

Sé que es un efecto psicológico, que cambios tan "pequeños", no debería poder notarlos, pero cada vez que veo números más grandes en la báscula siento como si todo mi cuerpo fuera más grasoso y pesado. He llegado al punto de pesarme en 2 básculas diferentes, por pura incredulidad, pero es una estupidez, sólo termino más confundida que antes, porque mi antigua báscula de muelle elástico es mucho menos exácta, y más propensa a descalibrarse que la digital, así que cuando la digital marca 55.8, la de muelle elástico marca 55... De todas formas decidí creerle a la que marca más, así que estoy en números rojos, a puertas del 56. Great!
Al menos ayer pude dormir, el agotamiento luego de 2 días madrugando y durmiendo 3 o 4 horas me superó y conseguí descansar unas 6 o 7 hoy. Hoy tengo energías, indiferente de mis pocos ánimos.

Dejo el intake:

D: Café. (2 cals)
A: Spaguetti con salsa de carne (99 cals)
C: Té negro, dos rebanadas de pan integral con carne, tomate y queso (320 cals)


Total: 421 cals



Espero estén teniendo una buena semana, besos enormes ♥

miércoles, 10 de diciembre de 2014

Erratic

Si dieran premios a la inconstancia, a la volubilidad, a la inseguridad... seguramente sería la campeona mundial. Digo que voy a escribir más constantemente, que he vuelto, y alá, que vuelvo a desaparecer. Claro, no es intencional, he estado más despistada que de costumbre estos días, seguramente por todas las incertidumbres que llevo adentro, pero también mentiría si no digo que se debe a falta de inspiración y vergüenza.
Sip, pura vergüenza, y es que no hago más que cometer error tras error, ¿número de hoy? 55.5, 200 gramos más que la última vez que me reporté por acá.  Sinceramente, no sé qué es lo que me pasa, me falta motivación, me falta disciplina, me sorprendo echándome a la boca comida sin siquiera pensarla, sin siquiera concienciar sobre lo que me estoy haciendo, me siento como una vaca descerebrada. Quisiera echarle la culpa a que voy con el período desde el viernes, pero creo que sería sólo llenarme de excusas como siempre, y no hacerme responsable de mis errores.
El finde fuimos a ver una película con mi novio al cine, y aún recuerdo la cara de perplejo de él. Vimos Interestelar, y lloriqueé toda la película, si, a moco tendido. Ahora sí le echo la culpa al periodo, y también a que la película me resultó ultra-emotiva. Es gracioso recordarlo, creo que mi novio sólo me ha visto llorar una vez a parte de esta en todo lo que llevamos juntos, que fue de frustración. Generalmente soy bastante llorona, pero no dejo que nadie me vea, por lo que poca gente me ha visto llorar en estos años. Sin embargo, 
con mi novio me siento cómoda. Tanto como para llorar, como para ir sin maquillaje y como para pasarme todo un día en una camiseta gigante de las de él y en ropa interior y no volverme loca de inseguridad. Claro, que no estoy conforme con mi cuerpo, no sé si lo llegue a estar, pero con él siempre me siento cómoda y relajada para cualquier cosa. En fin, la noche fue un éxito, fue una película genial, al menos para nosotros, y ni nos dimos cuenta como pasaron las horas y salimos ya a las 1 de la madrugada del cine, alucinando aún con las galaxias, planetas inexplorados, agujeros de gusano, argumentos  de
la película y un montón de cosas. Fue uno de los días donde ni me fijé en qué comí, compramos un montón de helado de yoghurt y frutas, palomitas y mucha gaseosa. Me siento culpable aún, pero al mismo tiempo, me avergüenza enloquecer por la comida mientras estoy con él. Así que intenté no hacer ni un comentario apático sobre el montón de azucar y calorías nada nutritivas que nos estábamos metiendo, y la película ayudó mucho.

Quiero pedir disculpas si soy poco coherente o poco interesante por estos días. Estoy aún en una especie de bloqueo que no puedo terminar de comprender, tengo muchas sensaciones juntas metidas adentro y no dejan fluir naturalmente a mis pensamientos. Me he dejado absorber por la lectura, los videojuegos, mi tumblr.... cualquier cosa con tal de no encontrarme con mis propias emociones. Me confunden y me perturban. Si tratara de explicarlo aquí, acabaría por vomitar un montón de palabras inconexas y poco coherentes. Así que les ahorro el tedio.

La cosa es que no estoy bien, de adentro, de el corazón y el alma, me siento desequilibrada, no tengo de qué quejarme, los días se han ido arrastrando con naturalidad y sin nada muy sobresaliente, sin embargo por dentro soy un volcán a punto de hacer erupción. He querido atribuírselo al periodo, así que quiero esperar a que pase antes de echarlo todo a morir, aunque una parte de mi sabe que todo esto es mucho más fuerte que una irritabilidad del periodo, pero que va... al menos puede que con darle tiempo se apacigüen las aguas por ahí adentro.


Estoy volviendo a tener malas noches, no soy capaz de conciliar el sueño, muero de cansancio y, aún así, no puedo dormir... hoy mismo voy con a penas 3 horas de sueño en el cuerpo. Y yo misma me lo reprocho, así me va a costar mucho más bajar de peso, además de lo irritable e inútil que voy así toda trasnochada.
Ni siquiera es que pueda hacer algo útil, mientras trasnocho, me quedo en blanco, trato y trato de dormir y nada, y al mismo tiempo el cansancio me impide leer o hacer cualquier otra cosa. Soy una burla.

En temas alimenticios, voy entre intentando mejorar mis errores y cometiendo otros de todas formas.
En la mañana me tomé una leche descremada con chocolate sin azúcar y probé un trozo de queque de zanahoria con nueces que hizo mi hermana, para el almuerzo lo hice bien, una pequeña porción de arroz con atún, pero luego me vino mucha ansiedad y me tragué (porque no hay forma de que lo que hice haya sido una comida digna) 3 rebanadas de pan de molde integral. Ya, es el snack más aburrido de la vida, ni siquiera tenía algo para echarle a mano, pero creo que es mejor que haber corrido al negocio más cercano a comprar chatarra.

Confío en que con paciencia quizá pueda volver al buen camino, ya no tengo motivos para obligarme a comer, como antes era con los estudios y eso, así que puedo empezar a restringirme con más dureza si así lo quiero. Por ahora no lo hago, porque sé que en mi estado actual terminaría en un desastre, en un atracón incontrolable, pero ya que le tome el ritmo de nuevo no lo pensaré dos veces.
Quiero disculparme también por no haber estado pasando a sus blogs, siento que con el estanco que tengo seguramente terminaré diciendo puras boludeces y me da una pena horrible, lo intentaré a penas me recupere un poco de todo esto. Pero si las estoy leyendo, siempre lo hago, me ayuda mucho.

Dejaré el intake de hoy


D: Leche descremada con chocolate light, magdalena casera pequeña (139 cals)
A:  Atún y arroz blanco (326 cals)
MT: 3 rebanadas de pan integral (239 cals)
C: Té, 2 rebanadas de pan integral con huevo revuelto con tomate (285 cals)

Total:  989 cals


Les deseo una hermosa semana a todas, abrazos apretados ♥


jueves, 4 de diciembre de 2014

Back


Al fin! Al fin pude volver al blog, a hablarles de todas mis porquerías como siempre, sé que lo tenía botado desde hace días, pero como dije en la última entrada, tenía los exámenes encima y estaba bloqueada, sí, mi actitud limítrofe de siempre. No podía pensar en otra cosa que no fueran los exámenes, no tenía ni una pizca de inspiración e imaginación para escribir nada y cada vez que intentaba hacerlo me sentía horriblemente culpable por no estar estudiando. La semana pasada fue más o menos eso toda la semana, era un zombie come ejercicios.


Lo horrible fue que con la horrible ansiedad iba comiéndome todo lo que pillaba por ahí, y es que, gosh, tenía hambre todo el puto día! (ノಥ益ಥ)ノ Así que como me había propuesto que durante esos días no me preocuparía de nada más que de los exámenes, comí, comí, comí...
Ah, y tampoco me pesé, milagro, pero en realidad fue porque sabía que si me pesaba comenzaría a preocuparme por mi subida de peso obvia y le quitaría la mente a los exámenes, así que me resistí.



El finde fue hermoso, así de simple, me fui a casa de mi novio, que había comprado un juego nuevo para ambos, así que nos quedamos hasta la madrugada jugando y comiendo sushi, el sábado llovió todo el día y estuvo muy frío, lo que para mí, es perfección pura a la hora de regalonear, así que estuve feliz como nena mimada.
Lunes y martes era un espectro, con las siglas PSU estampadas en la cara, no existía por otra razón, más que para tragar y rendir los exámenes.



Ayer, miércoles, fue momento de volver al trabajo y a la rutina. Y yo sé, que soy extremista y todo, pero estaba como desconcertada y vacía, estuve todo el año pensando en esos exámenes, preparándome, torturándome psicológicamente cada vez que hacía algo que no fuera estudiar para ello, y luego de darlos, me sentía extraña, no sé si decir libre, pues aún pienso mucho en los exámenes, en qué puntaje sacaré, en las poquísimas vacantes que hay para la carrera que yo quiero, en que ojalá me vaya bien, en qué haré si no me va bien, etc etc. Pero ya no debo estudiar, y me siento confundida, no sé si sentirme feliz porque ahora al fin tengo tiempo libre para jugar mis videojuegos a destajo y leer como condenada o si sentirme perdida porque ya no puedo hacer nada por mejorar mi puntaje...


Sé que siempre me preocupo de más por todo, pero soy demasiado auto-exigente, y no rendir correctamente en esos exámenes y por consiguiente, no poder entrar a la carrera que quiero sería para mí más de lo que podría soportar.
Peeeero, en fin, lo hecho, hecho está y ahora debo tratar de sacar esas cosillas de mi mente por algún tiempo hasta la fecha de los resultados: 28 de diciembre. Yay! para comenzar el año que viene llorando! ヽ( ´ ∇ ` )ノ
En el peso voy fatal, casi que no me atrevía a volver a escribir en el blog de la vergüenza por haberla cagado así... 55.3, de vuelta al 55 y al horror para bajar al 54, sí, no es taaanto, pero yo lo siento, me siento más grasosa y no sé, siento terror de seguirla cagando, subir de peso me causa un terror vertiginoso horrible. Pero ya estoy con las pilas puestas para volver a bajar! ᕦ(ಠ_ಠˇ)ᕤ


Por lo demás, ya comencé a tragar todos esos juegos que no había podido, con decir, que desde que acabé los exámenes (tarde del martes), ya voy acabando Ryuusei no RockMan 2 - Berserk x Dinosaur, voy a la mitad de Phoenix Wright Ace Attorney: Trials and Tribulatios y hasta me ha dado tiempo para avanzar unos cuantos capítulos de las Memorias de Sherlock Holmes (ya voy por la mitad de toda la colección! *O*). Y sí, seguramente en los próximos tiempos de nuevo les hablaré mucho de mis juegos y libros y todas esas ñoñerías.
Olvidé por completo en qué número iba del reto y no sé si retomarlo luego de un vacío de tantos días, así que me lo pensaré (ahí voy yo, la que nunca termina nada e-e)


Les dejo el intake:

D: Un vaso de leche semi-descremada sabor capuccino (148 cals)
A: Puré de papas y budín de zapallo italiano (254 cals)
C:

Total: 402 cals


Les deseo un hermoso diciembre a todas! Hay que terminar el año con ganas! (ノ◕ヮ◕)ノ*:・゚✧

viernes, 21 de noviembre de 2014

Migliore, Día 32


Bueno, ya estoy mejor, paso a dar las gracias por todos los comentarios de apoyo y de buena fe en la agria entrada anterior, de verdad, me sentía pésimo y con sus comentarios me sentí menos sola en todo esto. Lo del miércoles fue rabieta, y es que soy intolerante a las injusticias, como que me cortan el cuerpo. Pero ya respiré profundo y luego de una conversación con mi padre (de las pocas que no desembocan en discusión) me calmé. Y es que me iluminó:


Le yo: *comiendo con más cara de amargación de lo normal* me duele el estómago, cada vez que como es igual, tengo los nervios cortados con esto de las becas...
Le padre: Deja de amargarte por eso, piénsalo un segundo, ¿tiene solución? ¿te van a liberar las becas porque estés amargada?
Le yo: No....
Le padre: Entonces no tienes nada por lo que amargarte. Si una cosa no tiene solución, no vale la pena pensar en ello. Si la tiene, tampoco, sólo debes actuar. La única ocasión en que te la puedes llevar pensando todo el día en eso es si tuvieras más de una opción que tomar para solucionarlo. Pero este no es el caso, así que pasa de ello a cosas más importantes.
Le yo: .... *insértese meme aquí*

Y esa fue la cuestión. Luego me dediqué a continuar recabando datos, así que ayer por la mañana fui a casa de mi abuela para pedirle unos datos (que es siempre quien me pone la cuña para que me bajen un poco los ingresos, porque extrañamente, con los reales no me dan ni siquiera crédito, no sé de a dónde soy capaz de pagar una carrera, pero el estado piensa que sí ._.). Le había pedido unos papeles y tal como las abuelas de esas que te dan ganas de apretujar hasta el fin de los tiempos, fue ultratemprano a buscarlos para mí. Así que fui a su casa a buscarlos y aproveché de desayunar con ella. 


Resulta que entre el trabajo, el estudio, mi hijo y mi novio, casi ni la veo, así que fue super emotivo estar ahí con ella. Y es que tengo abuelitis aguda, creo que en mi vida he amado mucho más a mis abuelas que a mis padres... y cómo no, si cuando mis padres se jalaban de los cabellos y me escupían sobre lo estúpida que era, fueron mis abuelas (paterna y materna) las personas más centradas y bondadosas, conteniendo peleas y poniéndome el hombro en las peores. Además, la que fui a ver ayer, tiene algo mucho más especial aún, y es que es de esas personas que transmiten paz, (su casa fue mi refugio en mis peores momentos de ira adolescente por lo mismo) ella me daba y aún me da paz, y sin hacer nada, sólo con estar ahí a su lado y escucharla, es algo difícil de explicar, algo que sólo se siente.


Así que luego de ir ahí volví tranquila, aunque algo apenada, porque últimamente su salud decae poco a poco, eso me hizo recordar lo humana y mayor que es, y que no la tendré para siempre conmigo, y la idea me partió el corazón...
Con la comida voy pésimo, peor que pésimo. No sé si sea por el tema de las becas que me traía con los pelos de punta, no me gusta dar excusas, pero estuve comiendo como una cerda. 
¿Resultado? Hoy marqué 55.1, de vuelta al puto 55... Y yo soñando con bajar al 53. Já!

A ver si durante el finde lo hago mejor y les traigo buenas noticias el lunes. (Aunque conociendome...)
Hoy no tengo tiempo para las preguntas y el intake, me pondré al día con eso el lunes, aunque con los exámenes tan encima no prometo nada. Pasaba más que nada a dejar algo de cómo están las cosas, antes de que se me olvide todo con mi memoria de alcachofa.
De nuevo gracias por sus comentarios ♥ sencillamente no me voy a rendir, buscaré el camino del crédito y si no, ya se me ocurrirá algo en el camino.


Antes de irme, una ñoñería por la que voy sufriendo toda esta semana, llegó ORAS a Chile! (Pokemon Omega Ruby Alpha Saphire) y veo todo el día imágenes de chicos y chicas que los han comprado y yo no tengo dinero para ello~ TOT Así que obligada a esperar a que baje el precio, mi novio dice que me lo dará de regalo de navidad, así que cruzo los dedos! Y mientras a tratar de hacer entrar mi cartucho viejo de Pokemon Ruby en la 3DS, pero no funciona mucho x'D

Les deseo un excelente finde! Abrazos enormes! ♥